Presentación


El grupo De Conflictu Legum (DCL)

La institucionalización en la USC de la categorí­a «grupo de investigación» como unidad básica y nuclear de la investigación universitaria fue la excusa para formalizar lo que existí­a de facto desde hacía unos quince años: un grupo de personas trabajando en común en diversos ámbitos del Derecho privado, más allá del corsé limitador de las aún hoy vigentes áreas de conocimiento. Investigadores del Derecho internacional privado y del Derecho con una trayectoria consolidada.

El tránsito hacia De conflictu legum (GI-1147 de la USC) apenas supuso rellenar un formulario informático, asumiendo el nombre de la colección de monografí­as jurídicas que editamos desde el año 2000. Y si la denominación quizás fue casual en la colección (inspirada en la obra de Ulrich Huber, De Conflictu Legum Diversarum in Diversis Imperiis), la referencia al Grupo la convierte en una declaración de intenciones. Nuestra investigación jurídica tiene por objeto el mundo. Desde el más cercano Derecho civil gallego hasta los esfuerzos internacionales de unificación o armonización del Derecho privado.

En 2006 De conflictu legum participó en la primera convocatoria del Programa de consolidación y estructuración de unidades de investigación competitivas, en régimen de concurrencia competitiva, promovido por la Consellerí­a de Educación e Ordenación Universitaria de la Xunta de Galicia. Fuimos el único grupo de investigación jurídica de la Comunidad Autónoma acreedor de una ayuda como Grupo de Referencia Competitiva. El Grupo participó también en la última convocatoria de 2017: fuimos el único Grupo de investigación jurídica de la Comunidad Autónoma acreedor del mismo reconocimiento como Grupo de Referencia Competitiva.

Durante un tiempo el Grupo creció, incorporando nuevas investigadoras principales, investigadoras Juan de la Cierva y nuevos investigadores e investigadoras en formación. Su consolidación fue imposible en un alarde de escapismo argumental entre la crisis y la incompetencia de las autoridades nacionales, autonómicas y de la propia USC. Hoy asistimos a cómo investigadoras funcionarias buscan su reconocimiento en instituciones de reconocido prestigio como el Max Planck Institut en Luxemburgo o la World Maritime University en Suecia. ¡Enhorabuena a quiénes se llenan la boca con grandilocuentes palabras sobre nuestra USC y se afanan en empequeñecerla!

En esta página web se proporciona información sobre la singularidad del Grupo De conflictu legum. Un Grupo que mantiene el pulso de su compromiso con la investigación puntera a pesar de todos los factores institucionales que reman en su contra.